Kidcode participa en la «Xornada Emprende» del CIFP Manuel Antonio

Leticia Costas y Olaia Ferrando abrieron la jornada ofreciendo un punto de vista poco habitual acerca de la innovación y el emprendimiento.

A pesar del nombre de la jornada dirigida a estudiantes de FP, el emprendimiento no es la panacea, ni debería ser la primera opción cuando se es muy joven, no se tiene experiencia laboral y aún no se han adquirido conocimientos y habilidades fundamentales. Por eso, la charla de Kidcode dedicó parte de su contenido a identificar y desmentir algunas de las ideas que giran en torno al emprendimiento.

Sin embargo, que no estés listo para emprender, no quiere decir que no estés listo para innovar.  Simplemente, que innovación y emprendimiento no son lo mismo ni tienen que ir necesariamente de la mano.

En Kidcode entendemos la innovación como dar solución a un problema de una forma mejor que la que había (si es que la había).

Todas las personas nacemos siendo solucionadoras de problemas pero de forma paulatina perdemos esa creatividad que nos caracteriza de niños. Algunos más que otros, conservamos esa inclinación a buscar soluciones a los problemas, a prototipar mejores productos, servicios, procesos o experiencias.

Puede que lo hagamos en nuestro hogar, el nuestra escuela o en nuestro puesto de trabajo y no siempre tiene que ser con ánimo de lucro.

Cuando esas innovaciones dan lugar a mejoras sustanciales para nuestra empresa o se traducen en nuevos procesos, productos o servicios, se nos puede considerar intraemprendedores.

Indudablemente, si eres una persona creativa y solucionadora, es posible que tarde o temprano te sientas limitado en tu empresa y te entre el «gusanillo de emprender». Para entonces, habrás adquirido experiencia y conocimientos que te serán muy útiles y lo que es más importante, tendrás una motivación que antes no tenías.

La diferencia principal entre un innovador y un emprendedor es que el emprendedor diseña un modelo de negocio alrededor de su solución para generar ingresos, llegar a más personas y al final, conseguir más impacto.

Y si no te ha entrado el gusanillo de emprender pero quieres mejorar tus habilidades creativas, tenemos buenas noticias para ti: las metodologías de la innovación se pueden aprender. Y los procesos de diseño para prototipar productos y servicios también.

El proceso de diseñar soluciones y ayudar a la gente es muy satisfactorio pero no está exento de riesgo. Antes de lanzarte, debes evaluar si tu personalidad es a prueba de incertidumbre y frustración.

En Kidcode entrenamos a personas y equipos en Design Thinking y metodologías ágiles para crear soluciones más innovadoras con recursos y tiempo limitado. Muchas veces, la solución ya está dentro de tu empresa. Solo tienes que facilitar a las personas adecuadas los recursos y herramientas para llevarla a cabo. Si quieres que te ayudemos, no dudes en llamarnos. Estaremos encantados de enseñarte nuestros procesos y las mejores herramientas de creatividad e innovación.

0

Start typing and press Enter to search